Los mejores chistes cortos paraguayos

¿Cuál es el chiste paraguayo más gracioso pero que no sea largo? Es lo que intentamos saber en este artículo. Hemos hecho la pregunta a numerosos referentes y además buscamos por nuestra propia cuenta. El resultado es este artículo donde publicamos los chistes que nos enviaron, así como los que encontramos en nuestra recopilación.

Barbie y Firuláys

Una señora mojó con abundante nafta la mitad trasera de su mascota en celo, para que el olor evitara que la persiguiera el enamoradizo Firulays. De pronto, la socarrona voz de su marido acabó con su confiada paz: «Napépe la nde Barbie opa chugui inafta ha oúúúma hina remólkepe» (Juan Carlos Bareiro).

Juan Carlos Bareiro, periodista y conductor de TV
Juan Carlos Bareiro, periodista y conductor de TV

Uno de Cachique

Le pregunta un asunceño a un cajíke Chiko’i (Francisquito):

-Nde cacique, ndepiko re’u la kuñáme opóvo (de cuatro).

Y el cacique interpretando la palabra a su manera le respondió al paraguaygua:

-E’a…che ha’u la kuñáme opo mboyve, opóvo ha opo rire avei. Ramón Silva.

Profesor Ramón Silva
Profesor Ramón Silva

El baño íntimo

Era una mujer muy grande que una tarde se estaba bañando en su enorme latona, como todos los días. Al llegar a sus partes íntimas ponía muchísima más dedicación y tiempo que al resto de su gran cuerpo. Le echaba chorros y chorros de agua, lavaba, enjuagaba; luego, vuelta a echarle más y más agua, lavar y enjugar.  Una y otra vez. Parecía un ritual interminable

Ya era tarde cuando se dio cuenta que un vecino zafado había estado observando. Sorprendida y evidentemente furiosa, gritó: “¡Mba’e! ¿nderehecháiva piko tatu?” (¿Acaso nunca has visto una vagina?). A lo que el mirón responde: “Ahecháva, pero nunca ndahechái la peichaite ijy’uhéiva” (Si, suelo ver, pero nunca vi una tan sedienta). Ricardo Rodas Vil.

Rodas Vil
Ricardo Rodas Vil, conducto de radio y TV

El único hombre del pueblo

Un paraguayo herido al comienzo de la guerra de la triple alianza vuelve a su casa. Es el único hombre del pueblo. Se recupera rápidamente y no tarda empezar a recibir toda clase de tratos privilegiados, mimos, regalitos y el cariño comunitario de las pobladoras. Resumiendo, le llenan de comidas, bebidas y sexo. Y así, viviendo como un rey, pasó un año, pasó otro año y otro…

Hasta que un día llega al pueblo un  soldado terriblemente malherido en casi todo el cuerpo. Aunque apenas podía hablar, el soldado anunció: “omano Mariscal, opáma la guerra”. Al enterarse de la noticia, el hasta entonces único hombre del pueblo dijo en tono de resignación: “ma’ena, nde… Opáiko ko ñande guerra porâite” (se termino nuestra guerra tan hermosa?). Moneco López, escritor y periodista.

No le digan Ramô Hû al despensero

Tengo una anécdota verdadera de mi pueblo que me parece muy graciosa.
En mi pueblo como es común en el interior, había una despensa, y el dueño don Ramón era bien morocho🤣 lo que sí que era conocido como Ramõ Hû.
Tal es así que una señora le manda a su hijo a buscar carbón un día:
-Nde che memby tereho eguerumi chéve Ramõhúi carbón.
Y se va el mita’i inocente anga, y le dice:
-Nde don Ramõ Hû eme’emi chéve 1 kilo carbón.
Y por supuesto indignado el don, le responde:
-Nde añaaaa memby, nde mita’i arruinado, mbaeicha pico Ramõ Hû eréta cheve! Nde ndereikuaai ete mba’e color pa ndeyjagarrá arã anga Nde tuishaové ¡sigapy! (Clara Franco)

Clara Franco, actriz y comediante

Cachíque se hace correlí

Cachíque debe viajar a Asunción para un trámite pero no tienen un guaraní, entonces sale a hacer dedo a la ruta… En esto, para un colectivo alquilado por colorados que vienen a la capital a respaldar a un capo con banderas, hurras y bombos, lleno-lleno, tanto que Cachique viaja colgado de la estribera. A los pocos kilómetros llegan a un campo de sandías, el chofer para y le grita a Cachique haciéndole llegar una bolsa arpillera:

– ¡Cachique, tereho eru heta ñandeve la sandía!

Cachique baja y junta en la bolsa todas las sandías que puede y le pasa a los fanáticos colo’o quienes empiezan a devorar el botín. El chofer entonces le hace subir a Cachique para que viaje a su lado. Cachique empieza a matarse de risa solo, al chofer le hace gracia y pregunta:

– Mba’e la nemopukáva Cachique?

– A calculánte hína:  ni media hora che coloradoha, ha che mondakakáma voi. Jorge «Yor» Torres, humorista gráfico.

Jaime oiporoisu’u

Peteî jagua hérava Jaime ousu’u ijára vecínope. Ha kóa oho orreclama oisu’uhaguére chupe.

-Vecino, nde jagua che su’u.

-Jaime piko?

-¿Ha reipota piko cheisu’u huguáipe? Hãime ningo che su’u! Pabla Thomen.

Pabla Thomen, escritora, exmodelo

¿Jasy terâ kuarahy?

Mokõi oka’úva -tuichaite lembúre- ijurujái omaña yvate gotyo. Peteĩ he’íhina: “Amóva Jasy”. Ambue katu he’i: “Nahániri. Péva kuarahy”.

 Péicha oĩhína mokõive. Upe jave ohasa upérupi ambue oka’úva. Upémarõ he’i hikuái chupe: “Emyesakãmína oréve peteĩ mba’e… kuarahy térã jasýpa pe ohesapévahina”.

 Pe ohasáva he’i chupekuéra: “Ndaikuaái. Chéngo ndaha’eivoi arupigua”.

David Galeano Olivera explica las estrategias para aprender guaraní
Doctor David Galeano Olivera, director del Ateneo de Lengua y Cultura Guaraní.

Cariñito oho visítape

Cariñito oho visita pe ha ojagarra chupe ama tuichava ha opyta oke ichíka rógape. Oaprovechase oike hagua jakarépe ichíkape. Pero isuegro omoî chupe la ikotyrâ hovaja’i ndive, ha o tranca hatâ okaguio.

Upéi okuaruseterei pyharekue ha otantea osê haguâ, pero nda’ipori mba éichapa. Upemarô he’i: arovata ko mita i che rupápe ha ahata akuaru hupápe ha ojata hese. Ohupi ha oguerova, ha okuaru la hupape.

Upéi oho agueru jey hagua la mita’ime ha otopa hye paite la hupape, peor pe osê, oiko ha’e aro la hye pava. Upei o ha’arô ko’ê ha o jeabrírô guara la okê osê oho. Nunca más ndo aparecevéi la ichika rógape. (Amadeo Maidana, comunicador)

Doctor letra

-Omano piko nde tio?
-Si, omano.
-Ha mbaegui?
-Noroikuaáí, noñentendéi la doctor letra. Juan Ángel Silva, periodista deportivo.

 

 

Entrada anterior
Las exageraciones más usadas por los paraguayos
Entrada siguiente
Pombero: cómo espantarlo y otras curiosas creencias

1 Comentario. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú