Se fue todito

“Se fue todito” significa que alguien cometió un error descontrolándose totalmente, se puso en evidencia completamente. Es decir, no hizo ningún intento por disimular o evitar una situación que le expuso claramente ante los demás, sin atenuantes.
Generalmente son equivocaciones irreversibles. Por ejemplo, si alguien estando ebrio empieza a hablar sin filtro y comete el famoso “sincericidio”. Las barbaridades dichas en esa situación ya no se pueden arreglar.
También “se fue todito” quiere decir que perdió los estribos y cometió en consecuencia actos a todas luces irracionales. Asimismo, puede referirse a un error grosero (“ojapiro imàtare”), o bien meó totalmente fuera del tarro (“tuicha okuaru karê”),  “omondoro paite” (rompió todo), etc.

Entrada anterior
Marcar
Entrada siguiente
¿Vino tu tío de la campaña?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar

Menú